domingo, 15 de marzo de 2009

Cuando la realidad supera la ficción

Navegando me he encontrado con esta sorprendente noticia.
Resumiéndola rápidamente, un niño de dos años se cae desde un tercer piso y un peatón que se da cuenta lo coge en brazos y ambos acaban ilesos.

Esta es una de esas historias increíbles que algún día oirás probablemente transformada en leyenda urbana con hecho del momento. Algo así como: sucedió en Alabama, el hombre era negro y el niño es ahora uno de los dirigentes de un partido racista.
Pero al menos cuando la oigamos ya sabremos que todo tuvo su origen en Sant Andreu.

2 comentarios:

elapartamento dijo...

¿pero como coño es eso posible?, eso es digno de los simpson

Baluar dijo...

Siempre Mundo Real(tm) supera la ficción...