viernes, 20 de febrero de 2009

Toneladas de música

Más cacharros. No se si habréis notado que en el margen derecho ahora hay otra ventanita más.
Esta vez es un widget de Last.fm, y ya que estamos explico un poco como va.

Last.fm es una página en la que puedes escuchar radios de música a tu gusto. Puedes seleccionar un tipo de música, o un artista y escuchar una radio con gente que suena similar (y sin anuncios!). Esto no es gran cosa, pero ahora viene lo bueno. La página va creando una base de datos con la música que has escuchado y te hace recomendaciones en función de tus gustos. Vamos, que el programa aprende lo que te gusta, así puedes escuchar en función de tus gustos sin tener que ir seleccionandola. Y claro, si se te cuela algo que no te gusta siempre puedes borrarlo.
Todo esto es online, asi que no tienes que descargar las canciones. También tiene un pequeño sofware para usar el programa sin tener que abrir la página por si eres el colmo de la vagancia. Casi todo lo que puedas imaginar ya está en colgado y lo que no siempre lo puedes colgar tú, lo que hace que tenga una variedad realmente soprendente en cuanto a maquetas y discográficas pequeñas.
Una de las partes más atractivas de Last.fm es que funciona como red social. Puedes buscar a tus amigos y recomendarles canciones o artistas o escuchar su música, o unirte a grupos, crear un pequeño blog en la propia página, y un largo etcétera que todavia no domino por completo. ¡Ah! Casi se me olvidaba, en Last.fm puedes ver todos los eventos musicales de tu zona o de cualquier otra y contactar con gente que vaya a ir, muy útil para programar la agenda de conciertos ;)
Ya hemos visto las bondades de Last.fm, pero también tiene sus pegas. No puedes elegir las canciones concretas que quieres escuchar, puedes elegir el artista pero de las canciones solo puedes oír unos 30 seg. También hay que mencionar que esto de que el programa aprenda tus gustos tiene sus pegas, y a veces se cuelan en la radio cosas espantosa (por ejemplo Camela). Y de opciones de reproducción solo tienes para pasar a la siguiente canción, si quieres escuchar otra vez una parte o la canción entera ya no te vale el programa.

Para solucionar las carencias de Last.fm tenemos otro programilla: Spotify esta vez si es obligatorio el bajarse el programita, pero merece la pena. Esta vez funciona como la biblioteca del reproductor de Windows pero mucho mejor ordenado y con un volumen bestial de música. Simplemente ve buscando las canciones, discos o incluso discografías enteras que quieras escuchar y empieza a reproducirlas. Así sin más. Las canciones las carga instantáneamente y de los artistas que aparecen tienes TODA la dicografía. El problemilla esta vez es que no puedes cargar la música, así que lo que no está tampoco puedes hacer que esté.

Ya como último recurso para escuchar un disco concreto que no está en Spotify siempre podemos recurrir a bajarlo por redes p2p como eMule o escucharla en goear o youtube de donde podemos descargarla también mediante un pequeño complemento en el navegador.

Con todo esto creo que ya sereis capaces de no aburriros de escuchar siempre la misma música jejeje.

No hay comentarios: